Make your own free website on Tripod.com

 

  Finalmente, se puede concluir que el estudio de los dermatoglifos sirve para identificar, caracterizar y diferenciar: poblaciones, síndromes y asociar características inusuales con fenotipos especiales. Esto se consigue con el trazado y cálculo de valores numéricos específicos como por ejemplo: el número dactilar total y el ángulo de Penrose.

A continuación se realizará sólo la descripción de los dermatoglifos de la mano, por su mayor valor práctico y su accesibilidad en el estudio.

CLASIFICACIÓN DE LOS DERMATOGLIFOS:

Patrones digitales: en los pulpejos de los dedos podemos encontrar tres diferentes disposiciones (Figura 1):

Figura1: Tipos básicos de huellas dactilares: torbellino, presilla y arco.

 

A) Torbellinos (w): los surcos describen contornos circulares en forma de S, elíptico o espiral.

B) Presillas (l): los surcos describen una semicircunferencia que partiendo de un lado del dedo va hacia el centro del pulpejo y regresa al borde del que partió. Según la orientación de la abertura de la incurvación se llaman radiales (r) y ulnares o cubitaes (u).

C) Arcos (a): los surcos dérmicos describen líneas transversales de lado a lado del pulpejo.

Los surcos de los dedos pueden confluir hacia un mismo punto formando el llamado "trirradio" (punto de confluencia de tres campos de líneas). Los w tienen dos trirradios, las l uno y los a ninguno.

 

REGRESAR

CONTINUAR